Daltonismo

Share this post

Daltonismo

DALTONISMO


El daltonismo, comúnmente conocido por ser una afección que inhabilita a las personas que lo padecen en la diferenciación correcta de ciertos colores. No constituye en absoluto una forma de ceguera, sino una deficiencia en la forma en que uno ve los colores. Con este problema de visión hay determinados colores principales con los que se tiene mayor dificultad, tales como el azul y amarillo o rojo y verde.

El daltonismo es un trastorno hereditario que afecta con más frecuencia a los hombres que a las mujeres. Según Prevent Blindness America, se estima que el 8 % de los hombres y menos del 1 % de las mujeres lo padecen.

La forma más común del daltonismo es la deficiencia en la visión de los colores rojo y verde.

Síntomas y signos del daltonismo

En inglés, el término correspondiente a “daltonismo”, “color blindness” (literalmente, “ceguera para los colores”) es confuso, porque la mayoría de las personas daltónicas pueden ver los colores, pero su percepción es limitada e imprecisa. La forma más común de deficiencia en la visión de los colores ocasiona una percepción imprecisa de los colores rojo y verde, por lo que la persona daltónica los confunde con facilidad.

Una prueba de daltonismo puede ayudar a determinar el tipo de deficiencia en la visión de los colores que presenta.

¿CUÁL ES LA CAUSA DEL DALTONISMO?

El daltonismo tiene lugar cuando las células sensibles a la luz de la retina no responden adecuadamente a las variaciones de las longitudes de onda de la luz que permiten que las personas vean una variedad de colores.

Los aproximadamente 7 millones de conos que se encuentran en la retina humana son responsables de la visión de los colores, y estos fotorreceptores se concentran en la zona central de la retina llamada mácula.

Las formas heredadas del daltonismo habitualmente se relacionan con deficiencias en determinados tipos de conos o por la absoluta ausencia de estos.

Además de las diferencias en la composición genética, existen otras causas de defectos o pérdida de la visión de los colores, como:

  • Enfermedad de Parkinson (PD, por su sigla en inglés).Debido a que la enfermedad de Parkinson es un trastorno neurológico.
  • El enturbiamiento del lente natural del ojo que tiene lugar con las cataratas “decoloran” la visión de los colores, tornándola mucho menos brillante. Afortunadamente, la cirugía de cataratas puede restaurar el brillo de la visión de los colores cuando se extrae el lente natural enturbiado y se lo reemplaza con un lente intraocular artificial.
  • La tiagabina para la epilepsia.Se ha demostrado que un fármaco antiepiléptico conocido como tiagabina reduce la visión de los colores en aproximadamente 41 % en quienes la están tomando, si bien los efectos no parecen ser permanentes.
  • Neuropatía óptica hereditaria de Leber (LHON, por sus sigla en inglés). Particularmente prevaleciente entre hombres, este tipo de neuropatía óptica heredada puede afectar incluso portadores que no presentan otros síntomas pero sí tienen un grado de daltonismo. Fundamentalmente, con este trastorno se notan defectos en los colores rojo y verde.
  • Síndrome de Kallman.Esta afección heredada conlleva fallas de la glándula pituitaria, que pueden conducir a un desarrollo incompleto o inusual relacionado con el género, como por ejemplo el de los órganos sexuales. El daltonismo puede ser un síntoma de este trastorno. El daltonismo también puede tener lugar cuando los procesos de envejecimiento dañan las células de la retina. Una lesión o daño en las áreas del cerebro en los que tienen lugar el procesamiento de la visión también pueden causar deficiencias en la visión de los colores.

EL DALTONISMO ES MÁS FRECUENTE EN NIÑOS VARONES CAUCÁSICOS

Un importante estudio de preescolares descubrió que, entre los niños caucásicos de sexo masculino, uno de cada 20 es daltónico (o, más precisamente, tiene deficiencias en la visión de los colores), y los niños afroamericanos, asiáticos e hispánicos presentan índices menores del trastorno principalmente genético.

Si bien los primeros descubrimientos parecen prometedores, la terapia genética no sería considerada para los humanos hasta que se compruebe la seguridad de los tratamientos.

Mientras tanto, no existe cura para el daltonismo. Sin embargo, algunas estrategias para manejarse pueden ayudarlo a funcionar mejor en un mundo orientado a los colores.

El diagnóstico de la deficiencia en la visión de colores puede también evitar problemas de aprendizaje durante la etapa escolar, en particular porque muchos materiales didácticos se basan en gran medida en la percepción del color.

GAFAS PARA EL DALTONISMO

Algunas personas usan gafas especiales para mejorar la percepción del color, que son filtros disponibles en gafas. Este tipo de cristal está disponible a través de una cantidad limitada de profesionales de la visión.

Otra ayuda para detectar los colores podría ser las nuevas aplicaciones para dispositivos de Android y Apple.